Storytelling
0
Story Circle: el secreto narrativo de Dan Harmon

No podemos construir una casa sin estructura, Por más bonita que la queramos pintar, sin sus paredes, su suelo y su techo, no vamos a ninguna parte como arquitectos.

Con las historias sucede un poco lo mismo. Solo los escritores muy experimentados y los ilusos que apenas comienzan pueden presumir de prescindir de los patrones narrativos clásicos, esto es, de aquellas estructuras narrativas que tradicionalmente ayudan a construir una historia memorable. En realidad, los primeros no ignoran la estructura, sino que la tienen tan interiorizada que se pueden permitir los experimentos como Picasso o como Ferrán Adrià. En cuanto a los segundos, en fin, dejémoslo estar.

Esta es la tipiquísima manera en que se estructura una historia

Tanto en Hollywood como en la televisión por cable hace tiempo que se utilizan de forma casi matemática ciertos patrones narrativos que se han vuelto muy populares, como el archiconocido ‘Viaje del Héroe‘. Seguramente ya habéis leido mucho sobre el tema: que si el héroe está en su zona de confort, que si recibe una llamada a la aventura, que si cruza el umbral hacia lo desconocido, patatim patatam.

El viaje del héroe es un trayecto narrativo en el que el protagonista emprende un viaje hacia un ‘terreno desconocido’ para encontrarse a sí mismo y luego regresar transformado.

Es decir, la historia que se quiere contar, sea cual sea, se organiza en una serie de ‘etapas’ o capítulos, cada uno de los cuales cumple una función. Incluso hay guionistas como Blake Snyder (¡Salva al gato! El libro definitivo para la creación de un guión) que te recomiendan que ciertos acontecimientos ocurran exactamente en ciertas páginas del guión.

Pues bien, a pesar de ser una de las estructuras más conocidas, todavía hay quien se atreve a darle vueltas y a simplificarla aun más. Es el caso del guionista Dan Harmon, el irreverente creador de “Rick & Morty”, una serie de animación para adultos que ha destacado sobre todo por sus guiones alocados.

La serie Rick y Morty es una de las más alocadas y exitosas de la historia reciente

Dan propone con su Story Circle una revisión muy práctica y sucinta de lo que debe ser el guión de una historia. Tras una sesuda explicación que podéis leer aquí, Dan viene a decir que una historia de ficción se puede resumir así (cada número representa una etapa de la historia):

1. Tú
2. necesitas algo
3. y vas a alguna parte
4. para buscarlo
5. encontrarlo
6. y llevártelo.
7. Luego regresas
8. y cambias las cosas.

o aun más resumido:

1. Tú
2. necesitas
3. ir
4. buscar
5. encontrar
6. recoger
7. volver
8. y cambiar

 

Si queréis que vuestra historia sea ‘narrativa’ y tenga los ingredientes atractivos de una serie o película moderna, tratad de adaptar lo que queréis contar a este patrón y os acercará al éxito. Preguntaros quién es el protagonista, qué quiere, a dónde tiene que ir para conseguirlo, cómo lo busca, cómo lo encuentra, lo toma o descubre o recoge y regresa con ello transformándolo todo.

Los creadores de la serie Rick&Morty, Justin Roiland y Dan Harmon (derecha)

Una vez tengáis articulada vuestra historia solo quedará aplicarle un último factor: el tiempo. Si algo tienen de bueno las estructuras es que permiten estirar o encoger una historia en el tiempo disponible. Podemos contar el cuento de la caperucita roja en un minuto o invertir una hora entera. ¿Por qué? Porque tiene una estructura y unos puntos de anclaje clarísimos. Podemos entretenernos más o menos en cada uno, ser más o menos detallados, pero si solo tuviéramos cinco minutos estoy seguro de que todos vosotros podríais contar esa historia sin perder nada esencial.

Pues bien, si queréis entrenar vuestra flexibilidad narrativa os recomendamos mucho esta herramienta: el Story Timer. Solo tenéis que introducir el número de minutos de que disponéis y el reloj se pondrá en marcha ajustando los tiempos de cada ‘capítulo’ para mantener el equilibrio narrativo. De esta manera, si por ejemplo disponéis de solo 5 minutos para contar vuestra historia, el Story Timer os dará 37 segundos para que resolváis cada apartado.

Recordad, la estructura NO ES la historia, pero si la respetamos tenemos más posibilidades de que tenga dinamismo y ‘aguante’, como quien monta un mueble de IKEA siguiendo las instrucciones.

En StoryAngels investigamos, recopilamos y desarrollamos nuestras propias fórmulas narrativas. Cualquier concepto, idea o contenido ganará en comunicabilidad y atractivo si es tratado con estrategias de la narrativa moderna. Contáctanos si quieres saber cómo el storytelling puede ayudar a tu negocio.

Your Comment
Your email address will not be published

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies